Jump to content
http://www.nautipol.com/ https://www.gpsnautico.com JJPescaSport.com

Search the Community

Showing results for tags 'señuelo'.



More search options

  • Search By Tags

    Type tags separated by commas.
  • Search By Author

Content Type


Forums

  • General
    • Charla de pescadores
    • Pesca Responsable, Normativa y planes de desarrollo
    • AYUDA DE PROBLEMAS EN EL FORO, buzón de sugerencias y normas
    • Tiendas de pesca y artículos relacionados
  • Modalidades
    • Surfcasting
    • Spinning
    • Pesca desde embarcación
    • Pesca desde Kayak
    • Submarinismo
    • Pesca con corcho
    • Pesca a mosca
    • Surfkayak
  • Nautica
    • Embarcaciones y motores
    • Electronica, electricidad e informatica
    • Brico-barco y accesorios y mantenimiento
    • Titulaciones, licencias, seguros, legislación y normativas
    • Navegacion, puertos, rampas y amarres
    • Fichas de barcos
  • Varios
    • Lugares de pesca
    • Brico-Pesca
    • ROD-BUILDING
    • Venta de artículos de segunda mano
    • El Rincón de la Fotografía
    • Liga de Pesca
    • CONCURSOS PESCAMEDITERRANEO DE FOTOGRAFIA Y RELATOS

Calendars

Blogs

There are no results to display.

There are no results to display.

Categories

  • Pesca
    • Surfcasting
    • Spinning
    • Pesca a fondo, jigging y currican
    • Kayak
    • Big Game
    • Fotografía
  • Noticias y eventos
    • Concursos de pesca
    • Quedadas
    • Cursillos, Charlas y Conferencias
  • Bricolaje
  • Relatos de pesca
  • Viajes de pesca
  • Novedades de nuestra página
  • Fichas de barcos

Categories

  • New Features
  • Other

Categories

  • Astilleros
  • Náuticas
  • Charters
  • Complementos
  • Motores

Categories

  • Tiendas de pesca

Categories

  • Clubs de Pesca

Categories

  • Records

Find results in...

Find results that contain...


Date Created

  • Start

    End


Last Updated

  • Start

    End


Filter by number of...

Joined

  • Start

    End


Group


AIM


MSN


Website URL


ICQ


Yahoo


Jabber


Skype


Donde vivo


Intereses


Barco / Kayak


Zona de pesca

Found 10 results

  1. Ha llovido bastante desde que hace ya algunos años, tentando a anjovas y palometones en el Delta del Ebro tuve mi primer contacto con este señuelo y debo confesar que, durante algún tiempo, a tenor de los mediocres resultados obtenidos, no fue precisamente santo de mi devoción. A pesar de las tantas excelencias escuchadas de numerosos aficionados a la pesca en superficie (entre los que este señuelo tiene auténticos devotos y desata desaforadas pasiones), personalmente, durante mis jornadas de pesca, tras realizar unos escasos lanzamientos normalmente lo descartaba, pues a pesar de resultar infalible “levantando pescado”, a mi parecer fallaba muchas picadas y, por tanto, consideraba que su efectividad dejaba mucho que desear. Como ocurre habitualmente, el tiempo y la práctica lo ponen todo en su lugar y acabaron por quitarme la razón, proporcionándome a su vez una lección inestimable. En numerosas ocasiones damos por sentado que un señuelo está sobrevalorado y que en realidad resulta mediocre, sin pararnos a pensar en el motivo por el que, personalmente no conseguimos sacarle buen partido. Normalmente esta situación se suele dar por dos causas, la primera y más habitual se debe a la falta de confianza en dicho señuelo, realizando por nuestra parte un escaso empleo del mismo (como bien especifica el famoso dicho popular “el señuelo que pesca es el que está en el agua”) y un segundo motivo y también importante puede ser emplear una deficiente técnica de manejo del señuelo, circunstancia que nos limita, impidiéndonos extraerle el máximo potencial y reduciendo a su vez nuestro número de capturas. Afortunadamente el inevitable ensayo-error y los sabios consejos de algunos excelentes pescadores me permitieron redescubrir esta joya, una auténtica máquina de pescar, que desde entonces nunca falta en mi caja de pesca y que, por norma, en la actualidad resulta mi primera opción para la pesca en superficie. SKIPPING LURE, DATOS BÁSICOS El skipping lure es un señuelo de diseño simplista. Su cuerpo, compacto y pesado, tiene forma romboidal o ahusada y ligeramente alargada y en su extremo inferior va pertrechado con un gran anzuelo o triple, unido al señuelo a través de una anilla. Su decoración depende en gran medida del modelo, en los más clásicos ésta es muy básica, ya que suelen presentar una coloración monocromática o a lo sumo, con un par de colores, en cambio, en algunos modelos novedosos resulta muy sofisticada, imitando a un pez herido o incluso mutilado y reflejando hasta el más mínimo detalle. En acción de pesca resultan muy eficaces los colores: blanco, perla, azul, azul y blanco, rosa y cromado. Algunos modelos incorporan tiras reflectantes o de vivos colores unidas al anzuelo a fin de aumentar su vistosidad. Su diseño aerodinámico y elevado peso nos permiten realizar grandes lanzamientos, resultando un señuelo ideal, por sus características y forma de empleo, para la pesca en superficie de grandes predadores marinos. Durante la recogida genera un gran alboroto que difícilmente pasa desapercibido a los ojos de los predadores que lo confunden con una presa que escapa, situación que los incita sobremanera, provocando vistosas carreras y furiosos ataques tras el señuelo que hacen de esta pesca un auténtico espectáculo. Se trata, además, como hemos comentado, de uno de los engaños de superficie que más pescado “levanta”, empleándose en nuestro país casi exclusivamente para la pesca de la anjova y el palometón, aunque también resulta muy eficaz, a pesar de estar infrautilizado, con atunes, bacoretas, grandes bonitos, serviolas, lampugas y grandes espetones; en el trópico son muy numerosas las especies susceptibles de ser capturadas con este señuelo. CUÁNDO Y DÓNDE La pesca en superficie de grandes predadores en nuestro país, debido a nuestro clima, tiene un carácter estacional. Si queremos practicarla con ciertas garantías de éxito, deberemos desarrollarla durante los meses más cálidos del año, entre mayo y noviembre y aún más, si optamos por el empleo de skipping lures, ya que, de entre todos los señuelos de superficie, estos modelos son de los que se cobran a mayor velocidad y por tanto, resultan idóneos para la captura de los peces más activos. Las mejores horas para pescar con este señuelo son, por lo general, las primeras y últimas del día, aunque es posible realizar capturas a cualquier hora del día e incluso de la noche. La elección del enclave adecuado donde lanzar nuestros señuelos es primordial si pretendemos gozar de éxito en esta pesca tan selectiva. Los grandes ejemplares, susceptibles de ser capturados en superficie, no abundan y si escogemos una zona poco o nada adecuada, corremos el riesgo de acabar lesionados, literalmente, con el brazo “roto” de lanzar una y otra vez este señuelo tan pesado, sin obtener resultado alguno. Si bien pescando desde orilla podemos tener éxito en cuanto a capturas se refiere, no dejaremos de estar limitados, ya que para sacarle el máximo potencial a este tipo de pesca resulta preferible batir mucha agua y visitar los diversos ambientes y puntos calientes (desembocaduras, playas, boyas, desniveles, etc.) donde suelen moverse estas especies, lo que nos resultará mucho más fácil si practicamos nuestra actividad desde una embarcación. LOS MEJORES ENCLAVES DONDE EMPLEAR ESTE SEÑUELO POR LO GENERAL SON: Desembocaduras de ríos y canales: lugares muy ricos en nutrientes que atraen a todo tipo de peces pasto y, tras ellos, a sus depredadores, siendo sus aguas salobres muy querenciosas para anjovas y palometones. Resulta muy interesante prospectar las zonas donde se mezcla el agua dulce con la salada, donde existen contrastes de color y las playas contiguas a uno u otro lado de la desembocadura, lugares donde cazan normalmente estas especies. Especialmente productivo es el canal, algo más profundo, que se forma bajo el agua, normalmente, en medio del cauce, lugar donde se acumula el pescado. A ciertos metros de la desembocadura, donde el agua se torna más salada, también podemos encontrar otras especies de interés: grandes espetones, bonitos, bacoretas, lampugas, etc. Bahías: zonas querenciosas donde podemos encontrar gran abundancia de anjovas y palometones, especialmente en primavera y otoño. Resulta ideal, si sopla un poco de viento, realizar derivas en distintos puntos de la bahía hasta dar con el pescado. Vadeando también podemos realizar buenas capturas, siempre que seamos capaces de lanzar hacia aguas con cierto calado. Roquedos, espigones y puertos: lugares de paso y refugio de numerosas especies menores y por tanto territorio óptimo de caza de numerosos predadores. Algunas estructuras penetran bastantes metros en el mar y por tanto son un paso obligado de numerosas especies costeras en su devenir diario (anjovas, palometones, espetones, etc.), además nos permiten acceder a zonas de un mayor calado, frecuentadas por peces de aguas azules (bonitos, lampugas, etc.), especies que normalmente, se muestran inaccesibles desde costa, resultando el mejor lugar para la pesca, el extremo que da a mar abierto. En las inmediaciones de estas estructuras se forman esporádicamente pajareras, algunas veces a tiro de caña. Resultan enclaves excelentes para la pesca de superficie desde costa. Playas: zonas de paso y territorio de caza de palometones y anjovas. Podemos pescarlas desde embarcación realizando derivas o vadeando desde la costa. Aunque en ocasiones podemos encontrar depredadores en dos escasos palmos de agua, si queremos tener cierta garantía de realizar capturas, optaremos preferiblemente por pescar en aguas de un cierto calado, a partir de los 3 metros de profundidad nuestros resultados mejorarán considerablemente. Desniveles del fondo: Interesante dedicarles unos lances, ya que son lugares muy productivos debido a que en el talud que se forma entre los diversos niveles, existe una gran biomasa que atrae a los peces pasto. Cuando se encuentran a poca profundidad, son territorio de caza de anjovas y palometones, a mayor profundidad, son frecuentados por serviolas, espetones, lampugas, etc. Estructuras fijas o flotantes: el poder de atracción de este tipo de estructuras sobre los peces es grande (especialmente sobre la lampuga) y los motivos son diversos: rompen la monotonía del ambiente aportando diversidad; dan sombra facilitando el camuflaje y muchas veces, tienen adheridas algas e invertebrados en los que se ceban los peces pasto. Muy interesantes de prospectar las mejilloneras, granjas de acuicultura y grandes boyas. Pajareras: en éstas podemos encontrar casi cualquier especie predadora, resultando más habituales, si nos encontramos cerca de la costa: el palometón, la anjova, el espetón y el bonito; y en aguas más profundas: la lampuga, la serviola, la bacoreta, la albacora y el atún rojo. Si nos resulta factible debemos encarar la pajarera a favor del viento, para que éste nos acerque gradualmente a la misma, parando la marcha a cierta distancia a fin de no espantar a los peces. Una vez situados, lanzaremos nuestro señuelo en medio de la actividad o en las inmediaciones de la pajarera. EQUIPO NECESARIO Si tenemos en cuenta que pasaremos horas y horas lanzando un señuelo pesado, nuestro equipo deberá mantener un equilibrio entre potencia (capaz de pelear grandes animales con garantías) y ligereza (que nos permita lanzar de forma continuada sin acabar con el brazo lesionado), el carbono es un material que cumple perfectamente con estas premisas. Las características de nuestro equipo variarán si pescamos desde costa o embarcados. Si optamos por pescar a surfspinning desde la costa, deberemos emplear una caña más larga, de entre 270 y 330 cms. y de acción semiparabólica, a fin de realizar mayores lanzamientos. Si pescamos desde una embarcación optaremos por una caña de menor longitud, entre 240 y 270 cms., ya que la distancia de lanzamiento no resulta tan determinante y con acción de punta, a fin de clavar firmemente nuestro señuelo. La potencia, tanto de uno como de otro modelo de caña ha de ser suficiente para lanzar cómodamente señuelos de hasta 80 grs. de peso y el carrete ha de ser robusto, con un tamaño mínimo (5000 o 6000), de ratio alto o muy alto y cargado con un sedal de buena calidad, a ser posible trenzado, con una resistencia de por lo menos 30 libras si pretendemos pescar peces costeros o de entre 50 y 80 libras, si pretendemos capturar los mayores pelágicos. Un bajo de línea de nilón, de buen diámetro, no resulta indispensable, aunque sí recomendable. Otros elementos importantes son: unos guantes y un gran salabre, gancho o boga grip para cobrar las capturas y unas buenas gafas polarizadas para proteger nuestros ojos. TÉCNICA DE PESCA El modo de empleo de este señuelo es muy simple. Tras lanzar, una vez que el artificial toca el agua se recoge a buena velocidad, lo que hace que salte y cabecee en la superficie, imitando a un pez que huye despavorido de un depredador (movimiento muy similar al realizado por una lisa en apuros). Un problema que presenta este tipo de recogida tan alocada, es la dificultad que tienen algunos peces para culminar el ataque con éxito, observando el pescador impotente cómo se repiten las persecuciones una y otra vez sin llegar a materializarse la captura. Para facilitar que el animal se decida a atacar nuestro señuelo durante la persecución, tenemos la opción de pararlo bruscamente, momento en que en numerosas ocasiones sucede el ataque, o bien ralentizar la recogida, lo que resulta también muy eficaz. Si tenemos la suerte de que varios miembros del cardumen se disputen nuestro señuelo, tenemos mucho ganado, ya que los peces en esta situación pierden su natural recelo, tornándose altamente agresivos. La distancia de lance es muy importante ya que, habitualmente, los peces predadores persiguen nuestro señuelo durante algunos metros antes de atacarlo y si el recorrido es insuficiente suele darse el caso de que no se decidan, persiguiéndolo hasta la barca y huyendo al percibir el engaño, por este motivo debemos realizar nuestros lanzamientos a la mayor distancia que nos permita nuestro equipo. Una vez somos testigos del ataque, debemos evitar clavar de inmediato, so pena de sacarle al pez el señuelo literalmente de la boca. Resulta preferible hacerlo cuando notamos el peso del animal, es en ese momento cuando tenemos que clavar brusca y firmemente a fin de traspasar sus duras mandíbulas. Substituir el anzuelo simple por un triple puede mejorar nuestra efectividad a la hora de clavar, aunque debemos ser conscientes de que un anzuelo triple se dobla más fácilmente que uno simple y por tanto estamos dando cierta ventaja al pez. Si el animal prendido de nuestro artificial es una anjova, debemos tener en cuenta una costumbre muy arraigada en esta especie, la de saltar fuera del agua con la intención de liberarse una vez se encuentra prendida del anzuelo. Si queremos minimizar estos saltos y el riesgo de perder la pieza, nuestra mejor opción pasa por mantener la línea siempre tensa y la caña baja, incluso con la puntera dentro del agua, a fin de cansar y someter a tan bravo rival. Muy importante también llevar el freno del carrete bien calibrado, ya que, de lo contrario, en una de las rápidas y sorpresivas carreras con que nos deleitan estas especies tan potentes, podríamos perder la pieza por partirse el sedal, si éste está muy apretado, o ver con impotencia como se nos vacía el carrete, en caso de tener el freno muy suelto. Un término medio a la hora de apretar el freno, que le permita al pez cobrar sedal a demanda, pero con cierta dificultad, para que se canse, será lo ideal. MARCAS Y MODELOS MÁS EFECTIVOS: Roberts lures: Los artificiales de esta marca estadounidense, pionera en la fabricación y venta de este tipo de señuelos, son un auténtico clásico. De eficacia contrastada, son empleados con éxito por infinidad de pescadores del mundo entero (siendo muy conocidos en nuestro país) y han proporcionado innumerables capturas de una gran variedad especies. Sus señuelos más emblemáticos son: el Bounder (49 grs.), el Ranger (63 y 84 grs.), el Whistler (70 grs.) y el Big Shot (112 grs., modelo que por su gran tamaño y elevado peso resulta más adecuado para la pesca tropical), también comercializa un modelo más pequeño, el Peppy (21 grs.), ideal para predadores de mediano tamaño. Muy efectivos, aunque resulta preferible substituir la anilla y anzuelo por otros de mayor calidad ante la posibilidad de perder una gran pieza. Podemos encontrarlos en numerosos comercios y páginas web. Tomahawk de Jubace: señuelo artesanal fabricado en nuestro país por el artesano y pescador Juan Barrera (Jubace), que, en su inquietud por mejorar señuelos clásicos, ha creado el Tomahawk. A través de numerosas modificaciones y pruebas sobre el terreno, ha conseguido aumentar la distancia de lanzamiento respecto a otros modelos y mejorar su acción de pesca, dotándolo de una gran estabilidad sobre el agua durante la recogida y evitando de esta manera los fastidiosos enredos, resultando más fácil de atrapar para los predadores. Sus características le dotan de gran efectividad a la hora de clavar los peces, mejorando notablemente los resultados. Está fabricado en resina ultrarresistente y su interior alberga una varilla de acero inoxidable de máxima calidad. Testado satisfactoriamente con peces de gran tamaño y peso. El Tomahawk , señuelo muy efectivo , se fabrica en 20, 30, 40, 50, 60 y 70 grs. y se puede apreciar en mayor detalle a través de la página web: http://jubacelures.blogspot.com.es/ Mutilated de Andrés Herrador: El Mutilated es un señuelo artesanal diseñado y fabricado por Andrés Herrador, prestigioso artesano del señuelo, en colaboración con Raúl Martí, pescador experimentado y muy conocido en las redes sociales. El Mutilated ha sido creado con el objetivo de ofrecer un skipping lure exclusivo y diferenciado del resto, tanto por su apariencia, como por sus características físicas y acción de pesca. Su apariencia hiperrealista imita a la perfección a un pez seccionado por la mitad, (forma de predar habitual en la voraz anjova) y por tanto asemeja una presa muy vulnerable y apetecible. Su forma de gota propicia que, durante la recogida el señuelo suba a la superficie y que al saltar salpique mucha agua y, por tanto, sea fácilmente detectable por los predadores, además está ideado para que, a diferencia de la gran mayoría de señuelos similares, salte fuera del agua al más mínimo tirón. Este señuelo tiene en su interior una varilla de acero inoxidable de una pieza y va montado con anillas Owner de alta calidad y con anzuelo ecológico Owner black chrome. Lo encontramos en tres tamaños y pesos: Mutilated 60 grs. y 12 cms. (Hundimiento lento, ideal para anjovas y palometones), Mutilated 30 grs. y 11 cms. (Hundimiento lento, adecuado para equipos más ligeros) y Mutilated mini 25grs.y 8 cms (Hundido, ideal para pescar en pajareras). El Surface Tension de Line Stretcher: skipping lure de aspecto muy vistoso y que, lanzado con la caña adecuada, alcanza grandes distancias. Está fabricado en plástico sólido ABS de gran impacto y prácticamente indestructible, con un alma de acero inoxidable que atraviesa el cuerpo longitudinalmente. El canal del cuerpo está decorado con una banda reflectante a cada lado, y unos grandes ojos completan sus atributos para atraer a los grandes depredadores. A diferencia de otros señuelos similares, el Surface Tension va equipado con un anzuelo robusto, de alta calidad y preparado para el agua salada. El diseño del cuerpo con el canal central conduce el agua de manera que la cabeza se eleva y la parte trasera se hunde, haciendo que el Surface Tension permanezca más tiempo en la superficie, lo que nos permite una recogida más lenta, cómoda y por tanto más efectiva a la hora de clavar los peces. Disponible en pesos de 21 grs., 35 grs., 57 grs. y 85 grs. Autor: Ramon Queralt
  2. Les dejo un link de un video de como restaurar tu señuelo favorito
  3. JIGS Señuelos montados en anzuelos sencillos con cabezas plomadas. En estos anzuelos podemos montar plumas, pelos de animales, materiales sintéticos o vinilos, otra opción sería la de montarlos combinando varios de estos materiales. Jig, diseñados especialmente para las especies de mar con anzuelos preparados anticorrosión, montados con plumas en colores muy efectivos para la lubina, anjovas, palometas etc, se pueden montar en innumerables colores y combinaciones siendo uno de las mejores combinaciones el azul y blanco. Jig, utilizado para la pesca de las especies de agua dulce concretamente para la pesca del Black bass, observar los pelos sintéticos montados a modo de quita yerbas, que evitan que se enganche en los fondos enmarañados. El jig que a mí me ha dado mejores resultados es el montado combinando el pelo sintético blanco o perla con vinilo (grub) blanco. Es conveniente a la hora de montar un señuelo de estos que le añadamos algún tono rojo bien sea en la atadura o un pequeño mechón del pelo lo hace mucho más eficaz. Se podría hablar mucho sobre este tipo de señuelo yo no me extenderé mucho y trataré de resumirlo lo máximo posible. Señuelo muy sencillo de montar, en el mercado venden cabezas plomadas para montar los jig. Al ser un señuelo que carece de acción ni de profundidad determinada tiene que ser el pescador el que le imprima el movimiento adecuado dependiendo de la profundidad a la que se desee pescar entrando aquí la experiencia personal de cada pescador por este motivo es conveniente de comprar en el comercio cabezas plomadas de diversos pesos para trabajar a la profundidad deseada. Para hacer más efectivos nuestros jig podemos mantener los trailers que deseemos colocarle en esencias por ejemplo de sardina para esto venden unos concentrados con este fin, para darles olor y sabor, de esta forma en el momento de la picada nuestra captura lo mantendrá más tiempo en la boca teniendo así la oportunidad de clavar mejor y no entiendo el motivo por el que se utiliza poco o nada si como poco lo único que hacemos es conservar más y mejor nuestros trailers. También es posible de conseguir en los comercios unos sonajeros especiales para acoplar a los jig haciéndolos aún más efectivos no está demás probar todas estas posibilidades. Forma de colocar correctamente un trailer de vinilo ¿Como manejar correctamente nuestro jig? Aquí explicaré la forma en que yo manejo estos señuelos que creo que es la correcta. Si nuestro propósito es capturar especies de fondo el manejo es muy sencillo, lanzar el jig, dejarlo que llegue al fondo y quede depositado en el y lo moveremos haciéndolo dar pequeños saltitos por el fondo alternando recogidas más rápidas con paradas totales para que se pose de nuevo. Para esto utilizaremos jig pesados. Para pescar a medias aguas necesitaremos jig de peso medio y el manejo, recogiendo rápidamente imprimiéndole con la punta de la caña levantada tirones, cambios de rumbo y pequeñas paradas todo esto alternado a nuestro criterio. Para pescar en superficie o ligeramente sumergido necesitamos jig de poco peso entre 15 y 20 gramos y con trailers al ser posible flotantes o de poca flotabilidad, con esto lograremos que nuestro jig no se hunda o lo haga lentamente. La forma de manejarlo en superficie es recoger rápidamente con la puntera de la caña levantada dándole pequeños tirones que harán que nuestro jig venga dando saltitos por la superficie como si de un pececillo que huye de un depredador se tratase. Para esto el jig tiene que simular un pececillo. CUCHARILLAS 1. GIRATORIAS 2. ONDULANTES 3. SPINNERBAITS 4.BUZZERS CUCHARILLAS GIRATORIAS Las cucharillas giratorias, por todos conocidas y muy usadas por los pescadores de truchas. Estos señuelos tan tradicionales se han usado con todas las especies con buenos resultados. Para su uso en el mar con nuestras especies es efectiva pero captura peces pequeños y a demás este señuelo solo se podría utilizar correctamente en los interiores de puertos, zonas protegidas o días con la mar calma ya que con oleaje y debido a su poco peso nos sería muy difícil de usarlas correctamente. El funcionamiento de este señuelo que constan de un eje más o menos lastrado donde monta una cucharilla que puede ser redondeada que gira cuando recogemos por la resistencia que le ofrece el agua (produce destellos y fuertes vibraciones al girar) o con forma lanceada (que produce vibraciones menos fuertes pero más intensas que las redondeadas) y al otro lado del eje monta un anzuelo triple, obliga al pez a morderla excitando mucho su instinto depredador Para utilizar en el mar tenemos muchas cucharillas giratorias preparadas para nuestras especies como las de las fotografías, que tienen mucho más peso y son muy llamativas y pueden montar anzuelos simples, dobles o triples. Estas cucharillas muy parecidas a jig con cucharilla acoplada son muy sencillas de fabricar ya que conseguirlas es algo difícil. Debido a su decoración su manejo no deja de funcionar como un jig (recogidas rápidas, cambios de dirección) he incluso paradas ya que su faldillin sigue actuando o con recuperación continua pero dándole pequeños tirones con la punta de la caña. También podemos montarnos cucharillas con gubs como se ve en la fotografía o con un faldillin y un grub. Los colores más efectivos los blancos, azules, rojos, pero la cucharilla en color plata que produce los mejores destellos que es una de sus funciones, una cucharilla giratoria montada como estas son muy efectivas con llampugas y lubinas. Arriba se detalla la mejor forma de montar los anzuelos en la cucharilla. ONDULANTES Las cucharillas ondulantes, también llamadas calzadores por su parecido con estos. Muy usadas por los pescadores de spinning de costa y de embarcación. Un señuelo que siempre a dado buenos resultados. Otro de los señuelos que podemos utilizar en todas las capas de agua, muy sencilla de utilizar, señuelo muy fuerte y duradero que podemos encontrar que montan anzuelos sencillos o triples siendo los sencillos los más indicados a la hora de montarles pelos, plumas o vinilos. Las podemos encontrar en infinidad de formas, colores y pesos de los que las más indicadas para nosotros serán las mas alargadas que imitan a pececillos. Los colores plateados y, de última generación, los colores holográficos producen destellos semejantes a los peces reales, de estas escogeremos cucharillas pesadas que podremos utilizar sin problemas en muy diversas condiciones sin tener que preocuparnos el estado del mar más de lo necesario. Las cucharillas con poco peso no las aconsejo pues tienden a girar sobre si mismas no funcionando correctamente. A estas cucharillas las podemos hacer aún más atractivas colocándoles en su anzuelo plumas, pelos o vinilos como hacíamos con los jig, y los colores para esto que dan mejores resultados son los blancos. Verdosos, amarillos y los negros, pero siempre procuraremos de colocarles algún detalle en color rojo. Prestaremos especial atención en el anzuelo, que sea grande fuerte y especial para el mar de lo contrario lo cambiaremos y también en el sistema de sujeción a la línea que si es como el de la fotografía izquierda) No dudaremos en cambiarlo practicándole un agujerito en la parte superior donde colocaremos una anilla para no llevarnos disgustos innecesarios. La forma de uso de este señuelo es muy sencilla, lanzar y colocar el señuelo en la profundidad deseada empezando a recuperar línea rápidamente imprimiéndolefuertes tirones, cambios de dirección he incluso la llegaremos a parar para ganar más profundidad y también con una recogida continua que hará que nuestro señuelo efectúe un movimiento ondulante en el agua que producirá destellos y vibraciones muy atractivos para los depredadores. Este señuelo es otro de los artificiales que no deberían de faltarnos nunca en nuestro equipo de pesca. Las lubinas y llampugas tienen predilección por este artificial y se les puede presentar perfectamente en las rompientes donde suelen cazar sobre todo la lubina.Con la mar muy picada usar cucharillas un poco más lastradas. SPINNERBAIT Spinnerbait: cucharilla cebo, sin duda nos encontramos con el señuelo mas versátil que existe ya que lo podemos utilizar bajo casi cualquier circunstancia, condición, a lo largo de todo el año, en aguas cálidas, aguas frías, claras, cristalinas, tomadas, movidas, se puede utilizar en la superficie, justo por debajo de la superficie, a cualquier profundidad, sobre el fondo, e incluso parada mientras va ganando profundidad su pala o palas giran con un movimiento denominado de helicóptero. Señuelo que monta un solo anzuelo al que se le puede colocar otro en forma de tánden o un trailer de gub, con un faldellín que puede ser de muchos materiales, con cabeza plomada y un brazo de alambre acerado o cable de acero que sirve a modo de antienganches incluso como cameta de acero impidiendo que nuestras capturas lleguen a morder la línea y en el que monta unas cucharillas que pueden ser de colores, colores holográficos, con sonido, sin, una, dos, tres y hasta cuatro, ¿conocéis algún otro señuelo que sea tan polivalente como este? NO. Los jig suelen ser utilizados por los pescadores de spinning desde costa ¿por qué este no? Si observamos con detenimiento este excepcional señuelo vemos qué, tiene lo mismo que un jig, pero al que hay que añadirle todos los atractivos anteriormente descritos. Como lo utilizamos, básicamente lo podemos utilizar de la misma forma que un jig, recuperaciones rápidas, lentas, cambios de ritmo, paradas para que gane profundidad y así sucesivamente hasta que encontremos la forma que ese día eligen los peces para morder, una vez encontrados los gustos de los peces seguiremos con ese método hasta que no lo quieran y entonces volveremos a probar como al principio. Pero por si no fuese todavía bastante atractivo, podemos acoplarle al anzuelo (otro que venden en los comercios para este fin) en forma de tánden que se coloca con la muerte hacia abajo haciendo a la spinning mucho más eficaz y atractiva. Donde lo utilizaremos, en aguas claras o cristalinas utilizaremos spinners de tamaño medio y de una sola pala, y en aguas tomadas de dos, tres, cuatro he incluso con las palas de sonajero (palas huecas llenas de bolitas metálicas que producen ruido y vibraciones) en esta agua tomadas es muy efectivo utilizarlas casi en superficie. Los colores pues como siempre agua claras colores naturales o plateados, aguas tomadas colores oscuros o muy chillones. Este señuelo no debería de faltar en nuestras cajas en el tamaño ¼ de onza ó ¾ de onza BUZZERS La buzzer, muy parecida a la spinnerbait, creada para pescar en superficie donde otros señuelos de superficie ni senos ocurriría usarlos, señuelo extremadamente ruidoso ya que monta una hélice diseñada para provocar los instintos depredadores de los peces, hay modelos de buzzer que montan dos hélices haciéndolo aun más ruidoso, se podría afirmar que este señuelo captura peces grandes. Su hélice está diseñada para trabajar en superficie desplazando mucho agua mientras la recogemos a nuestro gusto hasta acertar en la presentación que ese día quieren los peces, este señuelo se muestra muy eficaz durante la noche en color negro, plata o blanco, al igual que la spinners le podemos agregar un grub a forma de trailer. Por su forma de manejo está más bien indicado su uso en lugares o días en que las aguas estén lo suficientemente tranquilas, como en las desembocaduras de ríos, mar en calma o la pesca a spinning desde embarcación. Al igual que la spinner el buzzer cuenta con un alambre acerado donde se monta la hélice sirviendo de cameta por lo que nuestras capturas no llegarán a tocar con los dientes la línea. Este es otro de los señuelos que aconsejo de llevar siempre en nuestro equipo, se mostrará muy eficaz cuando los peces no entran al resto de señuelos de superficie.
  4. Fotos subacuáticas del Llobarro 120. Señuelo artesanal Chinesteta, para la pesca de la lubina. www.chinesteta.com
  5. Hola chicos, mi primera aportación es un vídeo grabado por mi probando mi nueva camara water wolf HD, no he obtenido ninguna captura pero esta chulo ver los peces y como interactuan con los señuelos. Espero os guste. https://youtu.be/taVkYfWtSD0 <iframe width="560" height="315" src="http://www.youtube.com/embed/taVkYfWtSD0" frameborder="0" allowfullscreen></iframe>
  6. SPINNING DE MEDIAS AGUAS. Estos señuelos imitan a los peces pasto, se utilizan y están indicados en zonas donde exista poca profundidad o la actividad de los peces se desarrolle cerca de la superficie o en días en que la actividad de los peces se produce en estas capas de agua por el tiempo o por la actividad de sus presas. Los hay hundidos, flotantes y suspendidos HUNDIDOS Son ideales en zonas donde el fondo es limpio de obstáculos pudiendo pescar en diferentes capas de agua simplemente parando de recoger el señuelo con lo que se hundirá y al seguir recogiendo recorre otra capa de agua mas profunda y así sucesivamente hasta que localicemos la profundidad donde estén los peces. El truco que se emplea para esto es lanzar el señuelo dejarlo que se hunda contando mentalmente hasta que creamos oportuno y recogerlo, si no hay picada pues al siguiente lance contamos un poco mas así sucesivamente hasta que obtengamos picada y entonces ya tendremos localizados a los peces. Los colores que mejor funcionan son los más parecidos a sus presas y los blancos o amarillos. Los mejores tamaños para estos señuelos son las medidas entre 11 y 18 cm. FLOTANTES Estos señuelos son polivalentes pues se puede pescar con ellos tanto por su acción propia como utilizarlos en superficie pues cuando se para de recoger suben a la superficie y se quedan flotando este señuelo es muy efectivo también utilizándolo con la técnica denominada dientes de sierra que no es otra que mientras recogemos el señuelo paramos y sube un poco seguimos recogiendo paramos y flota y así sucesivamente realizando un zig, zag en vertical. Esta afición que tiene el señuelo de subir a la superficie cuando paramos de recoger hace que este señuelo pueda sortear obstáculos sumergidos como fondos rocosos ya que si notamos que toca algo paramos de recoger el señuelo sube y libramos el obstáculo. SUSPENDIDOS Son señuelos que quedan suspendidos cuando los paramos de recoger en su máxima acción de pesca haciéndose muy visibles a los depredadores su utilización es recoger y parada de unos segundos recoger y parada. Este tipo de señuelos también se puede utilizar pescando a fondo con el sistema CAROLINA, (se puede ver este montaje en el apartado de vinilos), es muy efectivo utilizando este señuelo que por si solo no alcanzaría las capas de agua más profundas con un plomo a unos 50 o 100 cm del señuelo quedando el señuelo suspendido a esta distancia del fondo haciéndose muy vistoso a los depredadores que ronden estas capas de agua. Esta no se pudo resistir a la efectividad de este señuelo unido a este sistema tan práctico y productivo. >>
  7. Ha llovido bastante desde que hace ya algunos años, tentando a anjovas y palometones en el Delta del Ebro tuve mi primer contacto con este señuelo y debo confesar que, durante algún tiempo, a tenor de los mediocres resultados obtenidos, no fue precisamente santo de mi devoción. A pesar de las tantas excelencias escuchadas de numerosos aficionados a la pesca en superficie (entre los que este señuelo tiene auténticos devotos y desata desaforadas pasiones), personalmente, durante mis jornadas de pesca, tras realizar unos escasos lanzamientos normalmente lo descartaba, pues a pesar de resultar infalible “levantando pescado”, a mi parecer fallaba muchas picadas y, por tanto, consideraba que su efectividad dejaba mucho que desear. Como ocurre habitualmente, el tiempo y la práctica lo ponen todo en su lugar y acabaron por quitarme la razón, proporcionándome a su vez una lección inestimable. En numerosas ocasiones damos por sentado que un señuelo está sobrevalorado y que en realidad resulta mediocre, sin pararnos a pensar en el motivo por el que, personalmente no conseguimos sacarle buen partido. Normalmente esta situación se suele dar por dos causas, la primera y más habitual se debe a la falta de confianza en dicho señuelo, realizando por nuestra parte un escaso empleo del mismo (como bien especifica el famoso dicho popular “el señuelo que pesca es el que está en el agua”) y un segundo motivo y también importante puede ser emplear una deficiente técnica de manejo del señuelo, circunstancia que nos limita, impidiéndonos extraerle el máximo potencial y reduciendo a su vez nuestro número de capturas. Afortunadamente el inevitable ensayo-error y los sabios consejos de algunos excelentes pescadores me permitieron redescubrir esta joya, una auténtica máquina de pescar, que desde entonces nunca falta en mi caja de pesca y que, por norma, en la actualidad resulta mi primera opción para la pesca en superficie. SKIPPING LURE, DATOS BÁSICOS El skipping lure es un señuelo de diseño simplista. Su cuerpo, compacto y pesado, tiene forma romboidal o ahusada y ligeramente alargada y en su extremo inferior va pertrechado con un gran anzuelo o triple, unido al señuelo a través de una anilla. Su decoración depende en gran medida del modelo, en los más clásicos ésta es muy básica, ya que suelen presentar una coloración monocromática o a lo sumo, con un par de colores, en cambio, en algunos modelos novedosos resulta muy sofisticada, imitando a un pez herido o incluso mutilado y reflejando hasta el más mínimo detalle. En acción de pesca resultan muy eficaces los colores: blanco, perla, azul, azul y blanco, rosa y cromado. Algunos modelos incorporan tiras reflectantes o de vivos colores unidas al anzuelo a fin de aumentar su vistosidad. Su diseño aerodinámico y elevado peso nos permiten realizar grandes lanzamientos, resultando un señuelo ideal, por sus características y forma de empleo, para la pesca en superficie de grandes predadores marinos. Durante la recogida genera un gran alboroto que difícilmente pasa desapercibido a los ojos de los predadores que lo confunden con una presa que escapa, situación que los incita sobremanera, provocando vistosas carreras y furiosos ataques tras el señuelo que hacen de esta pesca un auténtico espectáculo. Se trata, además, como hemos comentado, de uno de los engaños de superficie que más pescado “levanta”, empleándose en nuestro país casi exclusivamente para la pesca de la anjova y el palometón, aunque también resulta muy eficaz, a pesar de estar infrautilizado, con atunes, bacoretas, grandes bonitos, serviolas, lampugas y grandes espetones; en el trópico son muy numerosas las especies susceptibles de ser capturadas con este señuelo. CUÁNDO Y DÓNDE La pesca en superficie de grandes predadores en nuestro país, debido a nuestro clima, tiene un carácter estacional. Si queremos practicarla con ciertas garantías de éxito, deberemos desarrollarla durante los meses más cálidos del año, entre mayo y noviembre y aún más, si optamos por el empleo de skipping lures, ya que, de entre todos los señuelos de superficie, estos modelos son de los que se cobran a mayor velocidad y por tanto, resultan idóneos para la captura de los peces más activos. Las mejores horas para pescar con este señuelo son, por lo general, las primeras y últimas del día, aunque es posible realizar capturas a cualquier hora del día e incluso de la noche. La elección del enclave adecuado donde lanzar nuestros señuelos es primordial si pretendemos gozar de éxito en esta pesca tan selectiva. Los grandes ejemplares, susceptibles de ser capturados en superficie, no abundan y si escogemos una zona poco o nada adecuada, corremos el riesgo de acabar lesionados, literalmente, con el brazo “roto” de lanzar una y otra vez este señuelo tan pesado, sin obtener resultado alguno. Si bien pescando desde orilla podemos tener éxito en cuanto a capturas se refiere, no dejaremos de estar limitados, ya que para sacarle el máximo potencial a este tipo de pesca resulta preferible batir mucha agua y visitar los diversos ambientes y puntos calientes (desembocaduras, playas, boyas, desniveles, etc.) donde suelen moverse estas especies, lo que nos resultará mucho más fácil si practicamos nuestra actividad desde una embarcación. LOS MEJORES ENCLAVES DONDE EMPLEAR ESTE SEÑUELO POR LO GENERAL SON: Desembocaduras de ríos y canales: lugares muy ricos en nutrientes que atraen a todo tipo de peces pasto y, tras ellos, a sus depredadores, siendo sus aguas salobres muy querenciosas para anjovas y palometones. Resulta muy interesante prospectar las zonas donde se mezcla el agua dulce con la salada, donde existen contrastes de color y las playas contiguas a uno u otro lado de la desembocadura, lugares donde cazan normalmente estas especies. Especialmente productivo es el canal, algo más profundo, que se forma bajo el agua, normalmente, en medio del cauce, lugar donde se acumula el pescado. A ciertos metros de la desembocadura, donde el agua se torna más salada, también podemos encontrar otras especies de interés: grandes espetones, bonitos, bacoretas, lampugas, etc. Bahías: zonas querenciosas donde podemos encontrar gran abundancia de anjovas y palometones, especialmente en primavera y otoño. Resulta ideal, si sopla un poco de viento, realizar derivas en distintos puntos de la bahía hasta dar con el pescado. Vadeando también podemos realizar buenas capturas, siempre que seamos capaces de lanzar hacia aguas con cierto calado. Roquedos, espigones y puertos: lugares de paso y refugio de numerosas especies menores y por tanto territorio óptimo de caza de numerosos predadores. Algunas estructuras penetran bastantes metros en el mar y por tanto son un paso obligado de numerosas especies costeras en su devenir diario (anjovas, palometones, espetones, etc.), además nos permiten acceder a zonas de un mayor calado, frecuentadas por peces de aguas azules (bonitos, lampugas, etc.), especies que normalmente, se muestran inaccesibles desde costa, resultando el mejor lugar para la pesca, el extremo que da a mar abierto. En las inmediaciones de estas estructuras se forman esporádicamente pajareras, algunas veces a tiro de caña. Resultan enclaves excelentes para la pesca de superficie desde costa. Playas: zonas de paso y territorio de caza de palometones y anjovas. Podemos pescarlas desde embarcación realizando derivas o vadeando desde la costa. Aunque en ocasiones podemos encontrar depredadores en dos escasos palmos de agua, si queremos tener cierta garantía de realizar capturas, optaremos preferiblemente por pescar en aguas de un cierto calado, a partir de los 3 metros de profundidad nuestros resultados mejorarán considerablemente. Desniveles del fondo: Interesante dedicarles unos lances, ya que son lugares muy productivos debido a que en el talud que se forma entre los diversos niveles, existe una gran biomasa que atrae a los peces pasto. Cuando se encuentran a poca profundidad, son territorio de caza de anjovas y palometones, a mayor profundidad, son frecuentados por serviolas, espetones, lampugas, etc. Estructuras fijas o flotantes: el poder de atracción de este tipo de estructuras sobre los peces es grande (especialmente sobre la lampuga) y los motivos son diversos: rompen la monotonía del ambiente aportando diversidad; dan sombra facilitando el camuflaje y muchas veces, tienen adheridas algas e invertebrados en los que se ceban los peces pasto. Muy interesantes de prospectar las mejilloneras, granjas de acuicultura y grandes boyas. Pajareras: en éstas podemos encontrar casi cualquier especie predadora, resultando más habituales, si nos encontramos cerca de la costa: el palometón, la anjova, el espetón y el bonito; y en aguas más profundas: la lampuga, la serviola, la bacoreta, la albacora y el atún rojo. Si nos resulta factible debemos encarar la pajarera a favor del viento, para que éste nos acerque gradualmente a la misma, parando la marcha a cierta distancia a fin de no espantar a los peces. Una vez situados, lanzaremos nuestro señuelo en medio de la actividad o en las inmediaciones de la pajarera. EQUIPO NECESARIO Si tenemos en cuenta que pasaremos horas y horas lanzando un señuelo pesado, nuestro equipo deberá mantener un equilibrio entre potencia (capaz de pelear grandes animales con garantías) y ligereza (que nos permita lanzar de forma continuada sin acabar con el brazo lesionado), el carbono es un material que cumple perfectamente con estas premisas. Las características de nuestro equipo variarán si pescamos desde costa o embarcados. Si optamos por pescar a surfspinning desde la costa, deberemos emplear una caña más larga, de entre 270 y 330 cms. y de acción semiparabólica, a fin de realizar mayores lanzamientos. Si pescamos desde una embarcación optaremos por una caña de menor longitud, entre 240 y 270 cms., ya que la distancia de lanzamiento no resulta tan determinante y con acción de punta, a fin de clavar firmemente nuestro señuelo. La potencia, tanto de uno como de otro modelo de caña ha de ser suficiente para lanzar cómodamente señuelos de hasta 80 grs. de peso y el carrete ha de ser robusto, con un tamaño mínimo (5000 o 6000), de ratio alto o muy alto y cargado con un sedal de buena calidad, a ser posible trenzado, con una resistencia de por lo menos 30 libras si pretendemos pescar peces costeros o de entre 50 y 80 libras, si pretendemos capturar los mayores pelágicos. Un bajo de línea de nilón, de buen diámetro, no resulta indispensable, aunque sí recomendable. Otros elementos importantes son: unos guantes y un gran salabre, gancho o boga grip para cobrar las capturas y unas buenas gafas polarizadas para proteger nuestros ojos. TÉCNICA DE PESCA El modo de empleo de este señuelo es muy simple. Tras lanzar, una vez que el artificial toca el agua se recoge a buena velocidad, lo que hace que salte y cabecee en la superficie, imitando a un pez que huye despavorido de un depredador (movimiento muy similar al realizado por una lisa en apuros). Un problema que presenta este tipo de recogida tan alocada, es la dificultad que tienen algunos peces para culminar el ataque con éxito, observando el pescador impotente cómo se repiten las persecuciones una y otra vez sin llegar a materializarse la captura. Para facilitar que el animal se decida a atacar nuestro señuelo durante la persecución, tenemos la opción de pararlo bruscamente, momento en que en numerosas ocasiones sucede el ataque, o bien ralentizar la recogida, lo que resulta también muy eficaz. Si tenemos la suerte de que varios miembros del cardumen se disputen nuestro señuelo, tenemos mucho ganado, ya que los peces en esta situación pierden su natural recelo, tornándose altamente agresivos. La distancia de lance es muy importante ya que, habitualmente, los peces predadores persiguen nuestro señuelo durante algunos metros antes de atacarlo y si el recorrido es insuficiente suele darse el caso de que no se decidan, persiguiéndolo hasta la barca y huyendo al percibir el engaño, por este motivo debemos realizar nuestros lanzamientos a la mayor distancia que nos permita nuestro equipo. Una vez somos testigos del ataque, debemos evitar clavar de inmediato, so pena de sacarle al pez el señuelo literalmente de la boca. Resulta preferible hacerlo cuando notamos el peso del animal, es en ese momento cuando tenemos que clavar brusca y firmemente a fin de traspasar sus duras mandíbulas. Substituir el anzuelo simple por un triple puede mejorar nuestra efectividad a la hora de clavar, aunque debemos ser conscientes de que un anzuelo triple se dobla más fácilmente que uno simple y por tanto estamos dando cierta ventaja al pez. Si el animal prendido de nuestro artificial es una anjova, debemos tener en cuenta una costumbre muy arraigada en esta especie, la de saltar fuera del agua con la intención de liberarse una vez se encuentra prendida del anzuelo. Si queremos minimizar estos saltos y el riesgo de perder la pieza, nuestra mejor opción pasa por mantener la línea siempre tensa y la caña baja, incluso con la puntera dentro del agua, a fin de cansar y someter a tan bravo rival. Muy importante también llevar el freno del carrete bien calibrado, ya que, de lo contrario, en una de las rápidas y sorpresivas carreras con que nos deleitan estas especies tan potentes, podríamos perder la pieza por partirse el sedal, si éste está muy apretado, o ver con impotencia como se nos vacía el carrete, en caso de tener el freno muy suelto. Un término medio a la hora de apretar el freno, que le permita al pez cobrar sedal a demanda, pero con cierta dificultad, para que se canse, será lo ideal. MARCAS Y MODELOS MÁS EFECTIVOS: Roberts lures: Los artificiales de esta marca estadounidense, pionera en la fabricación y venta de este tipo de señuelos, son un auténtico clásico. De eficacia contrastada, son empleados con éxito por infinidad de pescadores del mundo entero (siendo muy conocidos en nuestro país) y han proporcionado innumerables capturas de una gran variedad especies. Sus señuelos más emblemáticos son: el Bounder (49 grs.), el Ranger (63 y 84 grs.), el Whistler (70 grs.) y el Big Shot (112 grs., modelo que por su gran tamaño y elevado peso resulta más adecuado para la pesca tropical), también comercializa un modelo más pequeño, el Peppy (21 grs.), ideal para predadores de mediano tamaño. Muy efectivos, aunque resulta preferible substituir la anilla y anzuelo por otros de mayor calidad ante la posibilidad de perder una gran pieza. Podemos encontrarlos en numerosos comercios y páginas web. Tomahawk de Jubace: señuelo artesanal fabricado en nuestro país por el artesano y pescador Juan Barrera (Jubace), que, en su inquietud por mejorar señuelos clásicos, ha creado el Tomahawk. A través de numerosas modificaciones y pruebas sobre el terreno, ha conseguido aumentar la distancia de lanzamiento respecto a otros modelos y mejorar su acción de pesca, dotándolo de una gran estabilidad sobre el agua durante la recogida y evitando de esta manera los fastidiosos enredos, resultando más fácil de atrapar para los predadores. Sus características le dotan de gran efectividad a la hora de clavar los peces, mejorando notablemente los resultados. Está fabricado en resina ultrarresistente y su interior alberga una varilla de acero inoxidable de máxima calidad. Testado satisfactoriamente con peces de gran tamaño y peso. El Tomahawk , señuelo muy efectivo , se fabrica en 20, 30, 40, 50, 60 y 70 grs. y se puede apreciar en mayor detalle a través de la página web: http://jubacelures.blogspot.com.es/ Mutilated de Andrés Herrador: El Mutilated es un señuelo artesanal diseñado y fabricado por Andrés Herrador, prestigioso artesano del señuelo, en colaboración con Raúl Martí, pescador experimentado y muy conocido en las redes sociales. El Mutilated ha sido creado con el objetivo de ofrecer un skipping lure exclusivo y diferenciado del resto, tanto por su apariencia, como por sus características físicas y acción de pesca. Su apariencia hiperrealista imita a la perfección a un pez seccionado por la mitad, (forma de predar habitual en la voraz anjova) y por tanto asemeja una presa muy vulnerable y apetecible. Su forma de gota propicia que, durante la recogida el señuelo suba a la superficie y que al saltar salpique mucha agua y, por tanto, sea fácilmente detectable por los predadores, además está ideado para que, a diferencia de la gran mayoría de señuelos similares, salte fuera del agua al más mínimo tirón. Este señuelo tiene en su interior una varilla de acero inoxidable de una pieza y va montado con anillas Owner de alta calidad y con anzuelo ecológico Owner black chrome. Lo encontramos en tres tamaños y pesos: Mutilated 60 grs. y 12 cms. (Hundimiento lento, ideal para anjovas y palometones), Mutilated 30 grs. y 11 cms. (Hundimiento lento, adecuado para equipos más ligeros) y Mutilated mini 25grs.y 8 cms (Hundido, ideal para pescar en pajareras). El Surface Tension de Line Stretcher: skipping lure de aspecto muy vistoso y que, lanzado con la caña adecuada, alcanza grandes distancias. Está fabricado en plástico sólido ABS de gran impacto y prácticamente indestructible, con un alma de acero inoxidable que atraviesa el cuerpo longitudinalmente. El canal del cuerpo está decorado con una banda reflectante a cada lado, y unos grandes ojos completan sus atributos para atraer a los grandes depredadores. A diferencia de otros señuelos similares, el Surface Tension va equipado con un anzuelo robusto, de alta calidad y preparado para el agua salada. El diseño del cuerpo con el canal central conduce el agua de manera que la cabeza se eleva y la parte trasera se hunde, haciendo que el Surface Tension permanezca más tiempo en la superficie, lo que nos permite una recogida más lenta, cómoda y por tanto más efectiva a la hora de clavar los peces. Disponible en pesos de 21 grs., 35 grs., 57 grs. y 85 grs. Autor: Ramon Queralt - www.predatorsdream.com Ver artículo
  8. SPINNING DE PROFUNDIDAD Son todos aquellos señuelos sean del tipo que sean que por su acción nos permiten pescar a la mayor profundidad posible. Los podemos encontrar en dos grandes grupos: Los hundidos. Son aquellos señuelos que se hunden por su propio peso. Los flotantes. Son aquellos señuelos que flotan y solo se hunden al ir recobrando línea, se caracterizan por que tienen una paleta delante que cuanto más larga sea mayor será la profundidad a la que trabaje. ¿Cuándo, donde y como utilizarlos? ¿Cuando lo utilizaremos? Cuando la actividad de los peces sea media o baja y no den signos de estar activos. ¿Dónde lo utilizaremos? Donde la profundidad nos permita el perfecto funcionamiento de nuestro señuelo. ¿Como lo utilizaremos? Para obtener la máxima profundidad con estos señuelos, usar los que tengan la paleta mas grande, que nuestro lance sea lo mas largo posible, usar la línea lo más fina necesaria a los tamaños de los peces, dirigir la punta de la caña hacia abajo y recuperar rápidamente. Según el volumen del señuelo será las diferentes aplicaciones que le daremos. Cuanto más grande el señuelo más desplazamiento de agua, más vibraciones y mas fácil les será de localizar a los peces en aguas no claras, en aguas muy cristalinas los señuelos más pequeños, hay que tener en cuenta que si los depredadores se encuentran muy nerviosos y les presentamos un señuelo muy grande los ahuyentaremos pero si les presentamos un señuelo pequeño se acercarán y posiblemente lo morderán. Antes de colocar los señuelos en nuestra caña tenemos que tener en cuenta las condiciones atmosféricas, estado del mar, claridad del agua y la época del año y una vez todo esto tenido en cuenta colocaremos el señuelo adecuado dentro de nuestras prioridades. SEÑUELOS DE PROFUNDIDAD No pudo resistirse a la atracción de estos señuelos HUNDIDOS Los señuelos hundidos son los más polivalentes ya que con estos señuelos se puede cubrir cualquier profundidad solo tenemos que dejarlo más tiempo en el agua sin moverlo para dejarlo que por su propio peso gane mas fondo, dentro de esta categoría de señuelos los más efectivos serán los que en su interior llevan bolitas metálicas y con el movimiento producen ruido y vibraciones que son muy llamativos a los depredadores. Dentro de esta categoría existen dos grupos de señuelos los de paleta larga que indican que son de gran fondo y los denominados RATTLERS, estos señuelos por la posición de la anilla de sujeción ganan fondo rápidamente, son muy efectivos por su movimiento errático y su sonido, poco usados por los pescadores de spinning de costa. La forma de trabajar estos señuelos es deforma continua pero haciendo pequeñas paradas, cambios de rumbo, imprimirle más velocidad y movimientos erráticos imitando a pececillos con problemas. El color de nuestro señuelo, evidentemente al trabajar en las capas inferiores de agua menor visibilidad, por lo tanto nuestros señuelos tienen que ser de colores muy llamativos, yo suelo utilizar en aguas claras y cristalinas colores muy naturales que asemejen a sus presas, en aguas tomadas, turbias, muy movidas, días nublados, etc, colores amarillos. Captura realizada con artificial de fondo flotante Los colores para la pesca nocturna, noches oscuras colores muy chillones y con luna llena colores blancos o plateados. El sonido, muy importante a la hora de elegir cualquier señuelo procuraremos que por el mecanismo que sea produzca ruido que en el agua se convierte en vibraciones que atraen hasta nuestro señuelo a los peces antes de verlo (los peces primero sienten, notan, ven, huelen y si el señuelo está bien presentado posiblemente muerdan). En definitiva este señuelo hunda debe de faltar en nuestro equipo de pesca. En cuanto al olor de los señuelos hablaremos en otro apartado.
  9. Otro nuevo capítulo de señuelos para la pesca a spinning. Hoy trataremos los señuelos para pescar a medias aguas. Existen tres tipos: hundidos, flotantes y suspendidos. Aquí explicaremos como funcionan y como usarlos Estos señuelos imitan a los peces pasto, se utilizan y están indicados en zonas donde exista poca profundidad SPINNING DE MEDIAS AGUAS. Estos señuelos imitan a los peces pasto, se utilizan y están indicados en zonas donde exista poca profundidad o la actividad de los peces se desarrolle cerca de la superficie o en días en que la actividad de los peces se produce en estas capas de agua por el tiempo o por la actividad de sus presas. Los hay hundidos, flotantes y suspendidos HUNDIDOS Son ideales en zonas donde el fondo es limpio de obstáculos pudiendo pescar en diferentes capas de agua simplemente parando de recoger el señuelo con lo que se hundirá y al seguir recogiendo recorre otra capa de agua mas profunda y así sucesivamente hasta que localicemos la profundidad donde estén los peces. El truco que se emplea para esto es lanzar el señuelo dejarlo que se hunda contando mentalmente hasta que creamos oportuno y recogerlo, si no hay picada pues al siguiente lance contamos un poco mas así sucesivamente hasta que obtengamos picada y entonces ya tendremos localizados a los peces. Los colores que mejor funcionan son los más parecidos a sus presas y los blancos o amarillos. Los mejores tamaños para estos señuelos son las medidas entre 11 y 18 cm. FLOTANTES Estos señuelos son polivalentes pues se puede pescar con ellos tanto por su acción propia como utilizarlos en superficie pues cuando se para de recoger suben a la superficie y se quedan flotando este señuelo es muy efectivo también utilizándolo con la técnica denominada dientes de sierra que no es otra que mientras recogemos el señuelo paramos y sube un poco seguimos recogiendo paramos y flota y así sucesivamente realizando un zig, zag en vertical. Esta afición que tiene el señuelo de subir a la superficie cuando paramos de recoger hace que este señuelo pueda sortear obstáculos sumergidos como fondos rocosos ya que si notamos que toca algo paramos de recoger el señuelo sube y libramos el obstáculo. SUSPENDIDOS Son señuelos que quedan suspendidos cuando los paramos de recoger en su máxima acción de pesca haciéndose muy visibles a los depredadores su utilización es recoger y parada de unos segundos recoger y parada. Este tipo de señuelos también se puede utilizar pescando a fondo con el sistema CAROLINA, (se puede ver este montaje en el apartado de vinilos), es muy efectivo utilizando este señuelo que por si solo no alcanzaría las capas de agua más profundas con un plomo a unos 50 o 100 cm del señuelo quedando el señuelo suspendido a esta distancia del fondo haciéndose muy vistoso a los depredadores que ronden estas capas de agua. Esta no se pudo resistir a la efectividad de este señuelo unido a este sistema tan práctico y productivo. >> Ver artículo
  10. VINILOS Los vinilos, otro de los temas que pueden ser causa de discusión. Muchos pescadores están a su favor y los usan habitualmente por haber sabido elegir los más adecuados, otros pescadores son reacios a usarlos por la relativa complejidad en su manejo. Tema muy delicado en la pesca a spinning desde costa, no siendo así para los pescadores de aguas interiores que los usan muy habitualmente, con no solamente excelentes resultados, sino que dependiendo de que zonas sería imposible pescar con otro señuelo. Existen en el mercado innumerables modelos, formas, colores, con esencias, sin, hundidos, flotantes, con acción, sin, con formas de peces, cangrejos, langostas, serpientes, calamares, etc. Sin duda este tema nos haría volvernos locos a la hora de elegir. Para que esto no suceda si tenemos la intención de probar este excepcional señuelo con el que podemos contar trataré de dar una pequeña explicación de cómo usarlos, cuando, donde y que elegir. Estos señuelos nos sirven perfectamente para las especies que podemos encontrar en muestras costas y los elegiremos: Por su forma: Elegiremos los más parecidos a las presas de los depredadores que pretendamos pescar (aunque esta norma no sea del todo cierta) pececillos, cangrejos, pulpitos, calamares o lombrices. Por su acción; Al ser estos señuelos de vinilo muy blandos los movimientos que realizan el el agua son espectaculares por si solos, muchos de ellos solamente al ir ganando profundidad tienen un movimiento muy atractivo para los depredadores siendo especial cuando están posados en el fondo balanceándose con las olas. Por su color; A la hora de elegir el color adecuado nos decantaremos por los blancos, plateados, azules, nacarados, rojos, amarillos y de reciente creación los colores holográficos que hacen a estos señuelos aún más atractivos. Otro atractivo que posee este señuelo es que casi todos vienen impregnados en esencias con olores y sabores varios, de lo que hablaremos más adelante. Como usarlos Muchos pescadores acostumbrados a pescar con señuelos que montan anzuelos triples notan mucho la diferencia de pescar con estos señuelos que solo montan un anzuelo simple. Con los anzuelos triples el pescador pierde la necesidad de clavar el pez cuando muerde nuestro señuelo siendo necesario tenerlo que hacer con los anzuelos simples, yo recomendaría que cuando tengamos una picada tanto con anzuelos triples como simples pegar la clavada para asegurar la pieza, aunque no lo parezca cuando un anzuelo simple se clava lo hace mejor que uno triple ya que estos anzuelos no encuentran resistencia a la hora de clavarse (acción que hay que realizar enérgicamente para que penetre bien en la dura boca de los peces) y los anzuelos triples encuentran la resistencia de las otras puntas (se enganchan mucho más pero clavan mucho menos) por lo que se pierden más peces. Estos señuelos de vinilo los podemos utilizar en superficie por su alta flotabilidad o plomándolos correctamente a la profundidad que deseemos, para esto podemos usar anzuelos plomados tipo jig o anzuelos especiales para estos señuelos y utilizando plomos tipo bala o interiores que son unos plomos parecidos a un tornillo que se pinchan y se introducen dentro del vinilo dándoles una caída especial, y que veremos como montarlos más adelante en el apartado de plomos. Si nos decidimos a practicar la pesca con estos señuelos lo aconsejable sería tener en nuestro equipo una muestra que nos permita cubrir todas las posibilidades. Para eso yo elegiría estos: SHAD------con forma de pececillos. GRUBS----con forma de gusanos con cola. WORM----estos son ideales para añadir a nuestros jig de pelo, en forma de trailers. MONTAJE Y FUNCIONAMIENTO Existen muchos formas de montar estos señuelos pero explicaremos los que a mi entender podemos utilizar con más eficacia. Nos centraremos en los montajes denominados por los pescadores de agua dulce como; Montaje CAROLINA, y Montaje TEXAS, y veremos la forma de plomar el resto de señuelos. Montaje carolina: En el montaje carolina el plomo se sitúa a unos 50 cm del anzuelo y se puede montar con el plomo sobre el quitavueltas o intercalar entre este y el plomo una cuenta de plástico como en el dibujo. Con este montaje se puede pescar tanto a fondo como a la profundidad que se desee dependiendo del peso del plomo que coloquemos estando el señuelo de vinilo muy suelto por la distancia hasta el plomo. Se maneja a fondo, dando saltitos por el fondo arrastrando el plomo por el suelo y estando el señuelo en suspensión, o a cualquier profundidad recogiendo rápido alternando paradas y cambios de rumbo. Montaje texas: Montaje muy parecido al anterior pero sin terminal montando el plomo pegado al vinilo, con cuenta de plástico o no. Es el más indicado para señuelos grandes de vinilo y aunque se puede utilizar a fondo yo lo monto más para el spinning en superficie o medias aguas. Su manejo, recoger rápidamente con cambios de rumbo de velocidad y paradas. Para el manejo en superficie se puede utilizar como un needleffish o un pencil poppers. IMPORTANTE. Estos señuelos fabricados en vinilo son corrosivos por lo que prestaremos especial atención a la hora de guardarlos de no hacerlo ni en cajas que no sean especiales para estos señuelos ni guardarlos con el resto de señuelos ni siquiera de mezclarlos entre ellos por que se mezclarían los colores por esto los guardaremos en una caja especial, solos y separados por colores. Para su mejor conservación a la hora de guardarlos, los rociaremos con esencia de sardina (que se vende para este fin) que al igual que protegerlos les da brillo, color, sabor y olor perdidos con el uso. No guardar los jig nunca montados con los trailers de vinilo, sacarlos y guardarlos por separado para volver a montarlos cuando se necesiten
×
×
  • Create New...